• Paso 1.

    Vamos a necesitar una botella de plástico chica, tijeras, témperas acrílicas, papel crepé verde, pincel, alambre y alicates.

  • Paso 2.

    Con mucho cuidado corta la parte superior de la botella. Si se te hace difícil, pídele ayuda a alguien mayor...

  • Paso 3.

    Vuelve a cortar esta parte, solo que ahora dándole forma de pétalos. Por coincidencia, las botellas de algunas marcas de bebidas ya tienen la forma que necesitamos.

  • Paso 4.

    Abre los pétalos para que tomen la forma de una flor y llénalos de color.

  • Paso 5.

    Enrolla con el alambre la boca de la botella y, dejando una parte semi recta, tendrás el tallo. Fórralo con el papel crepé verde.

  • Paso 6.

    ¡Listo! Ahora puedes 'sembrarla' en una maceta y hacer muchas más.

  • Nuestra artista.

    Camila Oliva Cupén

¡Hagamos flores de colores!

Nuestra artista

El curso preferido de Camila Oliva Cupén es Educación Física y, obvio, le encantan los deportes. Dos años atrás entró a los Scout, conoció el fútbol y desde entonces no lo deja de jugar. Con Valeska, su mejor amiga, son el terror de sus rivales. Le encanta reciclar e indagar en Internet qué nueva manualidad hacer. Camila vive en La Perla y, la última vez que fue al dentista y vio tooodo lo que este hacía, decidió que esa sería su profesión. Tiene 10 años y con su mamá planea iniciar un negocio. ¿En qué? ¡Pronto lo sabremos!

COMENTA