• Paso 1

    Vamos a necesitar microporosos rosado y negro, una botella descartable grande, 2 ojitos movibles, moldes, silicona, tijeras y 5 tapas de botella.

  • Paso 2

    Corta la botella para reducirle el tamaño y así quede más compacta.

  • Paso 3

    Corta el microporoso que será el cuerpo del chancho. Marca dónde irá la ranura de la alcancía y corta ese espacio tanto en el microporoso como en la botella.

  • Paso 4

    Forra la botella con el microporoso tomando como referencia la ranura de la alcancía.

  • Paso 5

    Haz el resto de moldes: 5 círculos para las tapas (patas y nariz), 2 corazones que serán las orejas, 4 rectángulos que servirán para las patas, un rectángulo corto para la nariz y la cola.

  • Paso 6

    Para hacer las patas pega cada rectángulo alrededor de cada tapa, pega los círculos a las tapas y, el otro extremo, al cuerpo de tu alcancía.

  • Paso 7

    Pega el resto de las partes: ojos, nariz, orejas y cola.

  • ¡Listo!

  • Nuestra artista

    Paola Sosa Sánchez

Hagamos un chanchito alcancía

Nuestra artista

“El Club Limonada”, así se llama el último libro que su papá le compró, y, la historia que narra, de alguna manera se asemeja a la de Paola Sosa Sánchez, pues presenta la serie de charlas que tiene un grupo de chicos y, precisamente, eso es lo que a ella le gusta más del colegio: conversar con sus compañeros. En especial con Alessandra, su mejor amiga. El papá de Paola es albañil y, así como levanta casas, libro a libro viene construyéndole una biblioteca a su hija; y cómo no, si Paola planea ser maestra de escuela. Tiene 13 años y está en segundo de media, por las tardes acude a la asociación Kantaya para ayudar a la profesora que refuerza los conocimientos de los niños de inicial y primaria. Siente que a ellos les gusta cómo ella les enseña. Su mamá es ama de casa, Paola anhela ir a la universidad. La imagina con muuuchos salones y un patio grande.

COMENTA